Manresa

El respeto que se ha manifestado a lo largo de las cuatro fases del Camino: respeto en la dureza de las rocas y el esfuerzo inicial en las montañas, respeto en el fluir junto a la vida de las aguas que caminan hacia el Mediterráneo, respeto en la aridez de los campos y caminos de polvo, respeto en la humildad y sencillez de la ropa del peregrino ignaciano.

¿Te ha gustado?

Share on facebook
Compartir en Facebook
Share on twitter
Compartir en Twitter
Share on whatsapp
Compartir por WhatsApp